Cenar es clave para adelgazar

¿La clave para adelgazar? “Desayunar como un rey, almorzar como un príncipe y cenar como un mendigo”. ¿Recuerdas el dicho? Si quieres adelgazar, lo mejor es controlar la cena, pues es ahí donde está la clave para desequilibrar la balanza hacia un lado u otro.

Cenar es clave para adelgazar

¿Por qué pasa esto? Muy sencillo: después de cenar apenas necesitamos aporte calórico. Es más, si nos vamos a dormir directamente, todas esas calorías se convierten en energía almacenada, es decir, si no se queman, se transforman en grasas que el cuerpo acumula para el futuro.

Lo ideal es cenar poco, pero en ocasiones llegamos a casa con mucha hambre y literalmente “devoramos” lo que tengamos delante… A esto se une otro factor y es que muchas veces no tenemos ganas de cocinar ni de hacer la compra a esa hora y acabamos comiendo todo lo que haya por casa, sea saludable o no.

Una buena idea es pedir comida preparada a algún restaurante que ofrezca comida ligera. En laneveraroja.com hay restaurantes de todo tipo, incluso vegetarianos y restaurantes tradicionales donde pedir una rica ensalada.

Precisamente, las verduras son ideales para cenar porque aportan hidratos complejos que son más beneficiosos y menos calóricos que los provenientes de la pasta, el pan o el arroz.

Lo mejor es hacer una cena ligera basada en alimentos ricos en proteínas como carnes y pescados blancos y cocinarlos a la plancha, al horno o al papillote, además, su digestión es más fácil y te ayudará a dormir.

¿A qué esperas para empezar a adelgazar?

Anuncios

5 consejos Feng Shui para decorar tu casa desde ya

El Feng Shui es una creencia de origen chino que hace hincapié en la influencia que causa sobre nosotros la disposición de los objetos, desde las montañas y los campos hasta los muebles del salón.

5 consejos Feng Shui para decorar tu casa  desde ya

La práctica del Feng Shui nos anima a crear entornos equilibrados a nuestro alrededor para que nos proporcionen bienestar. Por ejemplo, los dormitorios cuya disposición y muebles estén en consonancia con los principios del Feng Shui, estarán mejor preparados para aportarnos descanso y equilibrio. Aquí van consejos que puedes tener en cuenta:

  1. La cocina no debe estar a la vista desde la puerta principal. Si, por la disposición de tu hogar, los muebles de cocina se ven desde el recibidor, es mejor que intentes mantener siempre esa puerta cerrada.
  2. El dormitorio debe ser un lugar de descanso, por lo que no debe haber elementos electrónicos como ordenadores o televisores. Si no tienes otra opción, desenchufa estos aparatos y tápalos antes de irte a dormir con un plástico o una pequeña manta.
  3. Las habitaciones han de estar ordenadas porque eso ayuda a que fluya el Qi, la energía vital. Procura que los muebles del salón estén limpios y sin trastos.
  4. Mejor si la cama no está bajo una ventana. Una pared sólida nos ofrece protección y energía.
  5. Ubica las zonas sociales como el comedor o la sala de estar en la parte delantera de la casa, lo que se llama Yang. La parte de atrás de la casa se llama Yin y debe ser más tranquila, porque allí se han de ubicar los dormitorios. Si no puedes cambiar la disposición de tu casa piensa en centrar las tareas activas en la zona Yang.

Por último, ten en cuenta que el Feng Shui forma parte de un todo. Intenta aplicar sus principios no sólo a tu casa sino también a tu forma de ser y conseguirás un equilibrio emocional completo.

Contaminación ambiental: una de las principales causas de la aparición del síndrome del ojo seco

Entre las causas que influyen en la aparición del síndrome del ojo seco (envejecimiento, cambios hormonales en las mujeres, uso de lentillas, etc.), hay una que ha aumentado su incidencia en proporción directa con el paso de los años y con el aumento de la población: la contaminación ambiental.

Buscar casos o estadísticas que ejemplifiquen hasta qué punto la polución del aire influye en el incremento o agudización de esta enfermedad es relativamente fácil, por lo mismo, basta con echar una mirada a las conclusiones expuestas en la 117ª Reunión Anual de la Academia Americana de Oftalmología celebrada a mediados de noviembre en Nueva Orleans.

Ojo seco y contaminación

En esa ocasión se presentó un estudio en el que quedaba claro que las personas que residen en las grandes ciudades estadounidenses muestran una mayor incidencia de casos de ojo seco. El universo analizado incluyó más de 600.000 expedientes médicos guardados en la Base de Datos de la Administración Nacional de Veteranos, pertenecientes a individuos que se sometieron a tratamiento por esta enfermedad durante el periodo 2006-2011. También se consideraron los datos de contaminación correspondientes al mismo intervalo temporal, contenidos en el Centro Nacional de Datos Climáticos.

Los resultados son claros: los habitantes de Chicago y Nueva York muestran una probabilidad de tres a cuatro veces mayor de padecer esta afección que los que viven en zonas con menos contaminación. Además, el riesgo de desarrollar el síndrome del ojo seco es un 13% mayor en ciudades con más altitud.

Por otro lado, la tasa de incidencia del síndrome del ojo seco resultó ser de 1.4 y las grandes áreas urbanas -incluyendo a las dos nombradas junto con Los Ángeles y Miami-, se caracterizan por una prevalencia que se sitúa entre el 17% y el 21%. Esto coincide con que se trata de ciudades con altos índices de polución atmosférica.

Finalmente, vale la pena mencionar que en España son más de 5 millones de personas las que padecen ojo seco producto, entre otras cosas, del uso de pantallas digitales, aire acondicionado y, por supuesto, contaminación.

Fuente: http://www.clinicabaviera.com

Ocio y salud en aguas termales

Hay gente que se va de vacaciones a otro lugar por costumbre, simplemente porque toca según el calendario, porque en algo hay que gastar los ahorros o para desconectar simplemente de la rutina diaria. Pero también hay otras poderosas razones para ir a ciertos lugares, como por ejemplo los beneficios para la salud, como los que producen las aguas termales que se pueden encontrar en balnearios, centros de spa y termas naturales.

Ocio y salud en aguas termales

Se conocen desde la Antigüedad las propiedades beneficiosas que para nuestro organismo tienen las aguas termales terapéuticas, ya sea para recuperarnos de alguna dolencia o simplemente para relajar la mente y el cuerpo, y liberar endorfinas, lo cual también tiene a su vez un efecto positivo en nosotros.

Hay distintos tipos de aguas termales según su origen geológico: las magmáticas y las telúricas. Las primeras tienen mayor temperatura por lo general y son ricas en arsénico, boro, bromo, cobre, fósforo y nitrógeno. Las telúricas, por su lado, por lo general tienen compuestos como bicarbonatos, cloruros y sales de cal, entre otros. Las aguas termales, además, suelen estar caracterizadas por su alta carga de iones negativos, que tienen la capacidad de relajar nuestro cuerpo.

Balnearios los hay de todos los tipos y en muchos lugares diferentes, pero muy cerca de España tenemos uno especialmente singular: el de Caldea, en Andorra. Encontrarse en mitad de los Pirineos con los picos nevados y dentro de una piscina termal con agua a más de 70ºC no es una experiencia que se pueda vivir todos los días, y es por ello que durante todo el año, pero también durante la temporada de nieve, abundan las ofertas en Caldea para disfrutar de sus instalaciones de ocio, relax y salud, que son un buen complemento a unos días de deporte intenso en la nieve. De hecho no es de extrañar ver a gente equipada con esquíes y todo el instrumental de nieve llegar con sus coches a pasar unos cuantos días, gracias a los packs de hotel más entrada en Caldea que ofrecen algunos operadores turísticos.

Otros prefieren visitar centros termales más convencionales o incluso termas históricas que aún siguen en uso, algunas desde tiempos de los romanos, que fueron auténticos maestros a la hora de construir baños públicos. Sea como sea, visitar un centro de aguas termales es una experiencia saludable y recomendable en cualquier entorno, siempre que nuestro médico no nos indique lo contrario.

¿Debo hacer ejercicio si tengo diabetes?

En lo que se refiere a la diabetes, la práctica de ejercicio físico constituye un punto en el que no existe total coincidencia entre los especialistas. Este hecho se percibe aún más cuando se toma en cuenta que cada persona y cada caso son únicos y que, dependiendo del tipo de diabetes, las recomendaciones no serán las mismas.

debo-hacer-ejercicio-si-tengo-diabetes

Diabetes y ejercicio

Diabetes tipo 2 (DM2): el ejercicio es una Sigue leyendo

Equilibra tu cuerpo, mente y espíritu sin salir de Madrid

Slow_Life_House_mahoudridSi se habla de cosas que hacer en Madrid para mantener el estado físico, se puede nombrar a muchos centros de belleza y bienestar que ofrecen excelentes tratamientos -unos más convencionales que otros- a todos quienes deseen mimar su cuerpo de la forma en que se lo merece. Sin embargo, la mayoría de ellos se queda en lo superficial, distante de una visión integral y más completa.

Por lo mismo, existen lugares en que la medicina estética y el relax se conciben como un todo que engloba cuerpo, mente y espíritu; en esos centros, el bienestar se concibe como la armonía entre lo externo y lo interno. Esta, justamente, es la propuesta de Slow Life House.

Creada en el año 2011, se define como un lugar en el que cualquier tratamiento se aplica desde una idea fundamental: la salud, la belleza, la paz interior, son elementos que forman parte de un mismo todo que está por sobre lo exclusivamente físico. Por lo tanto, el equilibro se obtiene trabajando cada uno de los aspectos recién mencionados, desde una perspectiva integradora.

En Slow Life House todo está pensado para que la paz interior y la armonía se perciban en cada uno de sus rincones. Además, cuenta con seis cabinas y la única bañera de Madrid en la que se puede realizar masaje subacuático. Pero su punto neurálgico es el Slow’s Room, una zona común en la que las personas pueden liberarse, compartir experiencias y realizar distintas actividades dirigidas a cuidar su interior. Estas técnicas se combinan con el uso de la aparatología más moderna que existe.

Slow Life House se encuentra en la Calle de Salustiano Olozaga, número 11, Madrid.

Glaucoma y catarata: dos enfermedades que a tener en cuenta

En el mundo de las enfermedades oculares, tanto el glaucoma como la catarata constituyen dos de las más peligrosas. Ambas se asocian con la vejez y se presentan con mayor incidencia a partir de los 60 años.

Como la edad es el factor decisivo para su aparición, para los especialistas no es sorpresa que una persona pueda sufrir las dos enfermedades al mismo tiempo, aunque no tengan ninguna relación entre ellas, salvo la recién mencionada.

Clínica Baviera -glaucoma y cataratas

Los tratamientos

Por un lado, la catarata aparece debido a que el cristalino se va poniendo opaco, lo que impide o distorsiona el ingreso de la luz al ojo. La consecuencia es una visión nubosa.

El glaucoma, por su parte, avanza de manera imperceptible hasta que, como consecuencia del daño que produce en el nervio óptico, la persona puede llegar a perder un gran porcentaje de su visión.

A pesar de que no existe una relación directa entre ambas afecciones, los especialistas han detectado que los individuos que padecen glaucoma debido a causas secundarias (ojo inflamado, traumatismo o uso de esteroides), sí presentan más riesgo de verse afectados por cataratas. Lo mismo ocurre en aquellos que sufren enfermedades en desarrollo como la rubéola congénita.

En cuanto a los tratamientos, la catarata puede solucionarse a través de una cirugía en la que se extrae el cristalino para reemplazarlo por una lente que se adapta al ojo. Sin embargo, en el caso del glaucoma, los efectos de esta enfermedad sólo pueden paliarse a través de métodos que reduzcan la presión en el ojo: fármacos en forma de colirio oftálmico, pero su avance no puede detenerse.