Contaminación ambiental: una de las principales causas de la aparición del síndrome del ojo seco

Entre las causas que influyen en la aparición del síndrome del ojo seco (envejecimiento, cambios hormonales en las mujeres, uso de lentillas, etc.), hay una que ha aumentado su incidencia en proporción directa con el paso de los años y con el aumento de la población: la contaminación ambiental.

Buscar casos o estadísticas que ejemplifiquen hasta qué punto la polución del aire influye en el incremento o agudización de esta enfermedad es relativamente fácil, por lo mismo, basta con echar una mirada a las conclusiones expuestas en la 117ª Reunión Anual de la Academia Americana de Oftalmología celebrada a mediados de noviembre en Nueva Orleans.

Ojo seco y contaminación

En esa ocasión se presentó un estudio en el que quedaba claro que las personas que residen en las grandes ciudades estadounidenses muestran una mayor incidencia de casos de ojo seco. El universo analizado incluyó más de 600.000 expedientes médicos guardados en la Base de Datos de la Administración Nacional de Veteranos, pertenecientes a individuos que se sometieron a tratamiento por esta enfermedad durante el periodo 2006-2011. También se consideraron los datos de contaminación correspondientes al mismo intervalo temporal, contenidos en el Centro Nacional de Datos Climáticos.

Los resultados son claros: los habitantes de Chicago y Nueva York muestran una probabilidad de tres a cuatro veces mayor de padecer esta afección que los que viven en zonas con menos contaminación. Además, el riesgo de desarrollar el síndrome del ojo seco es un 13% mayor en ciudades con más altitud.

Por otro lado, la tasa de incidencia del síndrome del ojo seco resultó ser de 1.4 y las grandes áreas urbanas -incluyendo a las dos nombradas junto con Los Ángeles y Miami-, se caracterizan por una prevalencia que se sitúa entre el 17% y el 21%. Esto coincide con que se trata de ciudades con altos índices de polución atmosférica.

Finalmente, vale la pena mencionar que en España son más de 5 millones de personas las que padecen ojo seco producto, entre otras cosas, del uso de pantallas digitales, aire acondicionado y, por supuesto, contaminación.

Fuente: http://www.clinicabaviera.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s